• Forum Business Travel
  • Forum Business Travel
  • Forum Business Travel
  • Forum Business Travel
Patrocinadores fundadores
Patrocinadores

Los costes de distribución preocupan al sector hotelero

Los costes de distribución preocupan al sector hotelero

La práctica habitual de asumir los costes de distribución empieza a ser discutida por los hoteles en mercados como el estadounidense, y cuando esto ocurre, es cuestión de tiempo que el debate llegue a Europa y a España. Los expertos de Forum Business Travel admiten que una solución frente a la gran dispersión de canales sería repercutir ese gasto, estimado entre el 15% y el 25%, sobre el precio final.

Suscríbete a nuestra newsletter, con toda la actualidad del Business Travel


La creciente complejidad que han alcanzado los sistemas tarifarios en la hotelería está creando muchos quebraderos de cabeza a los gestores de viajes de negocios, como pusieron de manifiesto en las jornadas de junio de Forum Business Travel, que finalizaron ayer en el hotel NH Madrid Ribera del Manzanares. La queja principal es la disparidad de precios según el canal de reserva elegido, dado que las tarifas negociadas con las empresas clientes no siempre se ven reflejadas en todos ellos.

Expertos de HRS Hotel Global Solutions, NH Hotel Group y Meliá Hotels International, reunidos en Madrid y Barcelona por la plataforma de formación continua, explicaron que empieza a estar en cuestión la práctica tradicional de los hoteles de asumir los costes de distribución, que varían según el intermediario por el que entran sus ventas y que pueden suponer entre un 15% y un 25% del precio total, con grandes diferencias entre el canal directo, los consolidadores o los GDS.

Según comentó Eulàlia Ramirez, directora de Ventas Meetings & Events de Meliá Hotels Internacional, “en Estados Unidos los hoteles ya están empezando a repercutir los costes de distribución al cliente final”. Ana Medina, directora de Desarrollo de Negocio de HRS Global Hotel Solutions, señaló por su parte que “cuantos más intermediarios se unen a la cadena, más costes se generan; los hoteles independientes no se lo pueden permitir y las grandes cadenas también lo están cuestionando”.

Esta disparidad de canales de venta está creando una gran confusión en el mundo de los viajes de negocios. Muchas veces, los viajeros frecuentes encuentran mejores tarifas por su cuenta que recurriendo a los acuerdos negociados que mantienen sus empresas con los proveedores. Esta realidad tiene sus matices. Como explica Susana Molina, regional de Ventas para la Zona Centro en NH Hotel Group, “los empleados no se dan cuenta de que los precios que ofertan las agencias online están sujetos a condiciones muy restrictivas que a la larga salen más caras, debido a flexibilidad que requieren los desplazamientos corporativos”.

Esta es la razón por la que algunos de los expertos que intervinieron en las jornadas, como Marta Villar, Key Corporate Accounts Team Manager en Meliá Hotels International, defiendan que “no tiene por qué haber paridad de precios entre los acuerdos negociados y las tarifas públicas, ya que las condiciones y las necesidades del viajero de negocios y del cliente vacacional nos son las mismas”. Lo que sí es importante, según Max Siñeriz, jefe de Ventas para Cataluña de NH Hotel Group, es “garantizar la paridad para el mismo cliente, venga por el canal que venga”.

Para Pedro Real, Key Account Manager en  Global Hotel Solutions, “es importante distinguir entre el canal online y el offline, porque dan respuesta a distintas necesidades del cliente. En el primero hace falta transparencia y automatización; y el segundo requiere una concepción global, un servicio 24/7 en cualquier idioma”. 

En conclusión, como subrayó la global travel manager independiente Silvia Magdaleno, “la carga de tarifas corporativas en todos los canales sigue siendo una asignatura pendiente, como lo es también la reserva de salas en tiempo real”. También hizo mención al creciente recurso de los viajeros de negocios al alquiler de apartamentos como alternativa complementaria al hotel, un movimiento corroborado por los representantes de Airbnb for Work presentes en las sesiones.